Cámaras de infrarrojos GF320 de FLIR

para la detección de fugas de gas e inspecciones eléctricas

Cámaras de infrarrojos GF300/320 de FLIRLa cámara de infrarrojos GF300/320 de FLIR es una solución de mantenimiento preventivo para detectar fugas en tuberías, bridas y conexiones de aplicación en operaciones petroquímicas. La cámara de infrarrojos puede explorar rápidamente grandes áreas y detectar fugas en tiempo real. Es ideal para supervisar plantas a las que es difícil llegar con herramientas de medida con contacto.

Se pueden explorar literalmente miles de componentes cada jornada sin necesidad de interrumpir el proceso. Reduce el periodo de inactividad por reparación y ofrece verificación del proceso. Sobre todo, es excepcionalmente segura, permite supervisar fugas potencialmente peligrosas desde varios metros de distancia. La cámara de infrarrojos GF300/320 de FLIR mejorará de forma significativa la seguridad en el trabajo, el cumplimiento con las normativas y el respeto por el medio ambiente, sin olvidar que ayuda a mejorar los resultados finales al encontrar las fugas que fundamentalmente reducen los beneficios. La nueva cámara de infrarrojos GF300/320 ahora integra datos GPS en las termografías, lo que permite a los trabajadores localizar la ubicación de al fuga o el punto caliente.